lunes, 9 de febrero de 2009

Senderismo

Hacen falta mil zancadas para llegar a la cima, pero basta un mal paso para perder el camino.

1 comentario:

Cesc dijo...

Por eso vale más ser cautos... y dar pasitos o muy pequeños o saltar muuuucho....